miércoles, 29 de octubre de 2008

RELATO 22: "VOCACIONES"

Buenos días, amigos del murciélago.

De nuevo con vosotros, una semana más, con el correspondiente cuento, claro. Este murciélago es tozudo, y cuando se propone algo lo cumple. Si digo que habrá UN CUENTO A LA SEMANA, es que lo habrá.

Hoy vamos a hablar del DISPARATE.

El disparate es un género que no se suele abordar demasiado, porque la comedia es difícil de abordar en literatura. No tenemos a un actor gracioso moviéndose torpemente y contando chistes. Sólo tenemos palabras. Claro que con esas palabras podemos lograr que el lector imagine a ese actor patoso y sus cómicas desventuras. Generalmente, muchos escritores evitan el relato humorístico. Les sale mucho más rentable, creativamente hablando, escribir algo más “serio”, más “triste”, que tenga un aire profundo y que deje al lector con la sensación de que ha estado leyendo algo sumamente trascendental. Eso no quiere decir que no haya grandes escritores que puedan ser serios, profundos y trascendentales, ni tampoco que haya grandes escritores que puedan ser divertidos, descacharrantes, y a la vez profundos y trascendentales, o que haya grandes escritores que sean divertidos, descacharrantes y se queden ahí porque así lo han decidido; sólo quiere decir que cada cual tiene unas aptitudes y depende de él, y sólo de él, sacarles partido.

El humor en literatura, como decía, es difícil de abordar. Lograr arrancar una carcajada al lector es una tarea ardua, y normalmente no reconocida. Y es que, la gente da mucha importancia al drama, pero no a la comedia. Se tiende a considerarla un género frívolo, a pesar de las muchas muestras que tenemos de lo contrario. No es que estemos hablando de errores de juicio, sino de prejuicios. Porque la comedia y el drama son complementarios, y están presentes en nuestra vida de forma intrínseca e indivisible. Hay matices, y todo depende de la distancia. ¿ Como era aquella fórmula enunciada por Woody Allen?: “COMEDIA ES IGUAL A TRAGEDIA MÁS TIEMPO”.

En fin, si, a pesar de todo estás dispuesto a escribir comedia porque crees que vales para ello, que tienes algo que contar, o simplemente porque te apetece, deberías tener en cuenta varios factores.

En primer lugar, debes decidir el tono que quieres dar a tu relato. ¿Va a ser una comedia negra? ¿costumbrista? ¿Un relato irónico? ¿Un disparate? Deberás adecuar tu vocabulario al tipo de comedia a tratar.

En segundo lugar, debes partir de conflictos graciosos y que tengan algo de original; pero también podéis hacerlo desde puntos de partida manidos hasta la saciedad para darles una vuelta de tuerca inesperada.

En tercer lugar, crea personajes con una marcada personalidad (o con una marcada falta de personalidad) y exaltad sus rasgos definitorios, pero no a través de la descripción, sino de sus actos y de sus palabras. Ahora enfréntalo a adversidades que choquen con su carácter.

Y finalmente: Aquí vale todo. Una vez decidido el tono y la trama, no os cortéis. Sed honestos, no os censuréis, no os preguntéis si vais a herir sensibilidades (eso siempre ocurre, y si pensamos así nunca escribiríamos nada), simplemente hacedlo. Si sois honestos con el personaje, sus motivaciones y su carácter, probablemente evitaréis ese tufillo artificial tan enemigo de la sonrisa. El humor debe ser algo fresco y sinvergüenza, y eso sólo se logra con sinceridad y humildad.

En concreto, para escribir disparates es necesaria una mente abierta, dispuesta al juego entre la realidad del mundo y la surrealidad del personaje, o viceversa. Cuanto mayor sea la distancia entre realidad y surrealidad, más disparatada será la historia.

Personalmente disfruto mucho con el género, y hasta en mis historias mas “serias” se me suele colar un poco de humor disparatado, no puedo evitarlo.

El cuento que leeréis a continuación (si queréis, claro. Esta murciélago es un demócrata convencido) es un claro ejemplo. Pertenece a mi serie “LOS SUEÑOS EN BREVE”, al igual que “SOÑADORES”, pero pronto veréis que el tono es totalmente distinto. No sé si os gustará, pero al menos lo habré intentado. Ahí va un retazo:


VOCACIONES



"Recuerdo que mientras los otros niños, de mayores querían ser bomberos o astronautas, yo me decidí por ser cazador-recolector. La dichosa palabra me obsesionó desde que la escuché por primera vez en clase de sociales. Sonaba estupendamente: cazador-recolector. Y yo, que siempre había sido un niño sin vocación, por fin encontré un objetivo al que dedicar mi vida.

Que cara pusieron mis padres al enterarse. Pero hijo, decía mi madre, si eso no tiene salida, ¿no prefieres ser abogado? Y yo que no, que “cazador-recolector” o nada. Y para demostrarles lo que valía un peine me eché a la calle a ver si podía cazar o recolectar algo que la familia pudiera llevarse al buche [...]"


DESCARGA EL RELATO COMPLETO CLICKANDO AQUÍ


Ahí queda eso. Si he logrado que os echéis una risilla en estos tiempos de crisis, me sentiré honrado por ello. Si es así, por favor, enviad el relato a un amigo. Recordad que en tiempos amargos, la risa es nuestra arma secreta.

Pasadlo bien durante mi ausencia. Sé que me añoraréis, pero yo seguiré aquí, colgado boca abajo en mi cueva, esperando vuestra visita y decidiendo qué os ofreceré en el próximo menú literario. Ya sabéis, ese que pone:

¡UN CUENTO A LA SEMANA!.

4 comentarios:

cayecaturas dijo...

Hola, me he estado leyendo tus relatos, mirando en los sitios donde colaboras y decirte que te felicito, lo de bajarse tus escritos está genial (me he bajado aquel tufillo), yo soy dibujante y la verdad es que me gustaría ilustrar en algunos de los sitios donde escribes, te he encontrado debido a los premios 20 minutos y como mañana ya se acaban las votaciones del concurso estoy visitando blogs e invitando a algunos a que le echéis un vistazo al mío, mi blog está en la categoría de deportes ( voy 2º) y se llama Cayecaturas, mezcla deporte y humor y espero que si después de verlo consideras que es el mejor en deporte le des tu voto, al menos visítalo y me dices que te parece.
Saludos y caricaturas
Caye
www.cayecaturas.com/blog

El Maestro Pelínkano dijo...

Yo también he llegado aquí a traves del 20 minutos...
Jajajaja, vale, va a ser que no...
No me deja bajar el relato, me da error en la página (echale un ojo), pero como uno es un enchufao y tiene los cuentos por adelantado, te comento que me descojoné con este cuento en particular, y que viendonos buscar lugares donde papear en nuestras escapadillas se entiende la vocación del niño(que se que en el fondo eres tú), te lo dice otro cazador-recolector.

Anónimo dijo...

Es verdad, échale un ojiyo, porque da error, se me pasó decírtelo, pero nuestro gran amiguete El maestriko pelinkaniyo está entre nosotros para guiarnos! jejejeje!!!!

Un besico.

J.

SERGI ÁLVAREZ dijo...

Hola, chicos. Gracias por avisar del enlace chungo. Ya está arreglado.

Un abrazo.